RSS

Archivo de la categoría: educación

La calidad del aprendizaje

Llego, a través de los siempre interesantes enlaces que comparte el presidente de Concapa, Luis Carbonel en Facebook, a un artículo del escritor y filósofo José Antonio Marina publicado en el diario El Mundo. (No incluyo el enlace original porque sólo hay acceso a través de Orbyt)

Decía Luis en la presentación del artículo:

Un magnífico artículo con el que comparto muchas de sus recomendaciones, especialmente, la necesidad de intentar conseguir un pacto social lo más amplio posible, algo difícil dada la gran carga política e ideológica que lastra la educación española. Sin embargo, difiero en que no haga falta una ley orgánica. Me sumo a la propuesta de abrir un gran debate social porque es posible mejorar la educación.

No tengo conocimientos suficientes para saber si es necesaria una ley orgánica como dice Luis Carbonel o no como defiende José Antonio Marina, eso se lo dejo a los expertos, pero en lo que sí estoy de acuerdo y coincido en que hay que intentar por todos los medios conseguir el mayor consenso a la hora de elaborar estas leyes, y aunque creo que se han tomado medidas acertadas por parte del Ministerio como permitir aportaciones de los ciudadanos a través de su página web, ya desde un primer momento se ha visto claramente que hay dos bandos enfrentados, y mucho me temo que enfrentados política e ideológicamente y no tanto por el fondo de la reforma.

¿Tan difícil es llegar a acuerdos cuando parece que todos coincidimos en que hay que cambiar mejorar las cosas?

Sería bueno dejar trabajar a todos los expertos, escuchar a aquellos que tengan algo que decir, olvidarnos de la política y centrarnos en lo importante. Seguiremos con atención los próximos artículos de Marina al respecto.

 

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 27 de julio de 2012 en educación

 

Etiquetas: , , , ,

¿Dónde comprar los libros de texto?

Cuando llegan estas fechas aquellos que tenemos hijos en edad escolar nos encontramos con la disyuntiva de dónde comprar los libros de texto.

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha publicado un interesante artículo que intenta responder a la misma pregunta que me hago aquí.

  • Algunos padres tienen la decisión tomada y optan por aprovechar las facilidades que les ofrecen el colegio o la asociación de padres.
  • Otros muchos dan prioridad a la proximidad de la librería de barrio que, con un trato personalizado se esfuerzan por garantizar que todos los libros estén disponibles lo antes posible y sin errores, ya que suelen conocer bien los libros demandados por los colegios más próximos.
  • Sin embargo también son muchos los padres que dan prioridad al precio de los libros de texto. La compra de éstos supone un esfuerzo muy importante, que se acumula en una época de fuertes gastos (ya sea el verano o la vuelta al cole en septiembre) y cualquier ahorro o facilidad en la financiación son bienvenidos.

Hay que recordar que los libros de enseñanza obligatoria tienen un precio libre, es decir es el vendedor quién lo fija y no existe el precio fijo por ley como ocurre con el resto de libros. La opción más lógica sería visitar algunas librerías, hipermercados… y decidir donde nos conviene hacer la compra. Yo lo intenté pero en los hipermercados simplemente dicen que hasta que llegue el pedido no se sabe, aunque “garantizan” el mejor precio. ¿Y en la librería? Pues exactamente lo mismo, ellos tampoco saben el precio, y es que según me contaban dependiendo de lo que se pida desde la librería la editorial les hará un precio mejor, pero luego te “garantizan” también el mejor precio y además habrá algún pequeño obsequio para los peques.
En el colegio al que van más hijas también venden los libros pero cuando haces la reserva no sabes el precio que te van a costar… Curioso, pero tampoco resulta tan sorprendente el tener que hacer la reserva sin conocer lo que vas a tener pagar finalmente.

Hace unos días aparecía un reportaje en  El País titulado “Los libreros temen desaparecer por el fin de las ayudas para libros de texto”. El artículo, centrado en la Comunidad de Madrid, deja algunos puntos de interés, como el señalar que la supervivencia de las librerías pasa por la campaña de venta de los libros de texto y también habla de la tarjeta-monedero de la Comunidad de Madrid que este año ha desaparecido. Ante el primer punto creo que no hay que ser un lince para pensar que el libro de texto es un artículo anacrónico y que va a tener sus días contados, y en cuanto a la tarjeta-monedero creo no ser el único que ha escuchado a algún librero criticarla porque las familias iban a los hipermercados y compraban con ella la comida y no los libros. Con esto no quiero decir que los libreros se lo merezcan, pero es que si somos sinceros podemos contar con los dedos de una mano las librerías que de verdad son librerías y no simplemente un comercio donde se venden libros (best-seller en particular), y material de papelería, y claro los libros de texto con cada comienzo de curso.

La OCU realizó el año pasado un estudio y resultó que los hipermercados, eran por término general un 20% más baratos que las librerías. Desconozco los términos exactos del estudio, y aunque entiendo que es relativamente fácil estudiar los hipermercados, la enorme cantidad de librerías obliga a hacer el estudio con una muestra que no tiene por qué ser representativa.

Este año vuelve a hacer el estudio, la lástima es que los resultados nos llegarán tarde pero en cualquier caso serán útiles para ver cómo ha evolucionado el mercado. Este año además, y desconozco si la OCU va a tenerlo en cuenta, ha entrado en juego el gigante Amazon. Los usuarios de esta tienda online recibimos un correo electrónico hace tiempo informando de que este año podíamos comprar los libros a través de su tienda, con unos descuentos de entre el 5 y el 25% sobre el precio recomendado por la editorial.

¿Y al final qué he hecho yo? Pues he repartido la compra. Parte de los libros los he adquirido en el colegio, entiendo que es algo que puede no gustar a los libreros, que en ocasiones incluso hablan de ilegalidad y competencia desleal. El colegio ofrece por una parte comodidad y seguridad de que si hay algún problema se van a hacer cargo, no sería la primera ocasión, por otra parte se colabora con el colegio, algo que a algunos puede no gustar, pero que entiendo entra en la libertad que tenemos los padres de elegir.

Otros libros los he comprado en una librería tradicional, simplemente porque soy cliente habitual y me une una cierta amistad con los libreros.

Finalmente otro grupo de libros lo he comprado a través de Amazon, (aunque a mi librera no le gusto nada). Directamente los de lectura (no se consideran libros de texto), pues sé que me garantizan el precio mínimo con el descuento del 5% que les permite la ley, y luego comprobando los descuentos que ofrecen sobre el precio de venta recomendado por la editorial he cogido aquellos cuyo descuento superaba el 20% y puedo asegurar que no han sido pocos. Por si a alguien le interesa, pedido realizado un viernes a última hora de la tarde, libros recibidos el lunes, otros dos el martes, uno más el miércoles y otro el lunes siguiente, uno aún está pendiente aunque la fecha prevista de recepción es el 9 de agosto. ¿Gastos de envío? 0 euros. Envío gratuito. Los del colegio y la librería no estarán hasta el mes de septiembre.

O muchos actores de esta historia se ponen las pilas o el negocio se les va a acabar.

 
Deja un comentario

Publicado por en 22 de julio de 2012 en educación

 

Etiquetas: , , , , , ,

¿También al cole en julio?

Esta mañana la Secretaria de Estado de Educación, Montserrat Gomendio, hablaba de que el Ministerio de Educación estaba estudiando utilizar el mes de julio para que los alumnos con mayores problemas de rendimiento pudieran tener un refuerzo académico.

Desconozco si lo único que se pretende es sacar un nuevo tema a la palestra que sirva para hablar menos de la próxima subida del IVA, o de la crisis o simplemente es verdad que desde el Ministerio lo están estudiando.

Ya los hay que han hablado de cortina de humo, a las confederaciones de padres de alumnos la idea en principio no les parece mal, pero personalmente creo que no se trata más que de un globo sonda. ¿Por qué digo esto? Pues porque tiramos la piedra, vemos que sucede y en unos días nos olvidamos del tema.

En principio la propuesta casa bien con la idea que se mueve desde el gobierno de que los funcionarios deben trabajar más (cobrando lo mismo o incluso menos), ¿y quién mejor para el experimento que los profesores que tantas vacaciones tienen? Además se consigue, como ya hiciera Esperanza Aguirre en su momento, que los profesores vuelvan a quedar como unos vagos y nótese la cursiva. A un buen número de padres la idea les parecera magnífica, no hay que olvidar que para muchos el colegio no es más que el aparcamiento perfecto donde dejar a los niños, y si además ahora me los cogen en el verano pues mejor que mejor. Por otra parte el lamentable estado de la educación (achacable a todos los que han ido pasando por el gobierno y no han puesto soluciones) da a la medida un cierto aire de cosa inteligente, ya se encargarán de vendernoslo como una medida para recortar el fracaso escolar y si no demos tiempo al tiempo.

Medidas como esta para resolver los problemas de la educación no son más que pequeños parches que además es posible que sean incluso negativos, pero bueno mientras hablamos de estas cosas, y alguno hasta dedica un rato a escribir de ello, pasamos el verano, entretenemos al personal y seguimos recortando sin que se den cuenta…

 
Deja un comentario

Publicado por en 9 de julio de 2012 en educación

 

Etiquetas: , , , , ,

 
A %d blogueros les gusta esto: